Porcentaje de rebote: ¿Qué es y por qué es importante?

Si tenes una página web y queres tener tráfico frecuente, pero no tenes ganas, ni presupuesto para anuncios, el SEO es tu respuesta. Y la experiencia de usuario puede ayudarte con esto.

Volver a los orígenes

Si en tu caso particular ya estás en el SEO, y te estás familiarizando con las distintas prácticas, parámetros y herramientas. También te habrás dado cuenta que ya no basta con solamente hacer interlinking y crear un contenido decente para posicionar. El SEO cada vez valora más la respuesta de usuario y dentro de las métricas básicas para medirla tenemos el famoso porcentaje de rebote.

El porcentaje de rebote es una métrica que a priori parece inverosímil, pero en realidad puede ser tan importante como las visitas. Si queres saber por qué es tan importante para el SEO, te invito a que continúes con el post.

El porcentaje de rebote es una métrica que no deberías descuidar.

¿Qué es el porcentaje de rebote?

El porcentaje de rebote es un parámetro que mide cuántos usuarios visitan tu web y la abandonan sin visitar ninguna otra página de tu sitio. Es decir, todos aquellos que entran y salen por la misma página. En ésta métrica no influye si los visitantes están un minuto o diez, la tasa de rebote será la misma si todos salen una vez leída esa página.

Es una de las métricas clave de analítica web y mide, en parte, la capacidad de tu página para convertir visitantes esporádicos en visitantes fieles. No tiene el mismo valor una visita que tan solo entra en uno de tus posts y se va, que una que llega y se queda visitando otros de tus contenidos.

50 elementos a comprobar en un checklist seo

¿Por qué puede marcar la diferencia en el SEO?

Ahora entremos en la parte realmente importante: ¿por qué esta métrica puede ser tan importante en el SEO?.

El Sr.Google es incapaz de entender qué es lo que hay dentro de una página, se puede dar una idea mediante las etiquetas. Pero en definitiva ésto puede engañar un poco, pues, el algoritmo no lee la página para saber si es de mayor o menor calidad. Sino que nos utiliza a nosotros, los usuarios, para valorar la calidad de la misma. Si permanecemos más tiempo en la web y no salimos nada más entrar, eso indica a Google que el contenido gusta independientemente de lo que esté escrito.

Otra metrica muy importante que nos habla de «la calidad» de nuestro sitio es llamada Dwell Time, una métrica muy importante, y que al igual que el porcentaje de rebote, se relaciona con lo que hace el usuario en la SERP. Éste es un concepto que va más allá de ser un KPI que nos mide el tiempo, ya que nos da información que puede ayudarnos a mejorar nuestra posición en los resultados de Google. La calidad de las páginas se calculan a través de la interacción que hacemos con ellas. ¿Y qué métricas se usan? El CTR, la duración de la sesión y El porcentaje de rebote.

SERP o no SERP, esa es la cuestión

Google decide si subirte o no en las SERPs analizando cuántas personas hacen clic sobre tu resultado. También tiene en cuenta el tiempo que los usuarios están en la página y si rebotan o no de la misma. Aun así, tenemos que hacer una pequeña aclaración sobre la tasa de rebote.

Imagina que tu página fuera una landing page o un Parallax, por lo que tan solo tendrías una página y tu tasa de rebote sería del 100%. Eso no quiere decir que no pueda rankear en Google, siempre y cuando las personas no «reboten» automáticamente de tu web.

¿Qué quiere decir esto? Que si un usuario hace click sobre tu resultado en una búsqueda, entra y directamente sale y cae en otro resultado, le estará diciendo a Google que tu página no responde a su búsqueda. Sí esto ocurre a menudo con tu página, la posición en las búsquedas bajará.

¿Hay un porcentaje de rebote ideal?

La respuesta es un tanto ambigua, pues, no se puede comparar un blog con una tienda online, o una home page con un posteo en un blog. Es prácticamente imposible determinar un valor adecuado, ya que incluso dependiendo del tipo de adquisición de nuestro tráfico puede ser mayor o menor.

Por ejemplo, si el tráfico de tu web es mayoritariamente de Google, es normal tener un porcentaje de rebote ligeramente más alto. Sin embargo, si tus visitas llegan a través de posts de invitado, enlaces en otras páginas similares o a través de contenido descargable la tasa de rebote será menor.

También puedes visitar nuestra sección sobre Optimización SEO para saber qué prácticas tienes que realizar a la hora de optimizar para SEO tanto tu blog como los artículos que publiques.

En definitiva, espero que una vez termines de leer este post te vayas a Google Analytics y veas cuál es el porcentaje de rebote de tu web y las diferentes URLs que la componen.

¿Cómo podemos medir la tasa de rebote?

La herramienta predilecta para medir la tasa de rebote en tu sitio web es Google Analytics 4. GA4 tiene un nuevo tipo de propiedad, con informes distintos a los que se muestran en las propiedades Universal Analytics. Uno de los parámetros que se han quitado es el porcentaje de rebote.

A pesar de no tener esta variable en Google Analytics 4, tenemos otras métricas que nos ayudan con lo mismo, en este caso el «Porcentaje de interacciones», cuya fórmula es la siguiente:

Engagement Rate = Engaged sessions / Sessions.

error: Content is protected !!